Volver a Reiki.do


LAS GRANDES MENTIRAS SOBRE EL REIKI

  • Por Cintia Mirano

Me pregunto por qué resulta tan difícil de respetar y conservar a una disciplina Japonesa, donde, quien cuente con apenas un mínimo conocimiento de su cultura, sabe sin lugar a dudas que entre las principales virtudes de sus artes aparecen la constancia, el respeto por EL TIEMPO y la prolijidad que lleva cada proceso.


Reiki se basa fundamentalmente en la sólida filosofía Shintó y sus principios científicamente comprobados: “todo lo que nos rodea, incluyendo nosotros mismos, estamos compuesto de Energía”, y esta Energía se puede aprender a administrar para mantener nuestro cuerpo y mente en estado natural, el cual es el de equilibrio, el de estar sanos. Estamos hablando de química; de moléculas, átomos, protones, electrones, neutrones.


Pero entonces:
¿Por qué aun así le cuesta tanto llegar a ser avalada científicamente, y es descreída por muchos profesionales de la Salud y de la Ciencia, llevando esto a que no pueda tener plasmadas ya miles de pruebas científicas que comprueben su legitimidad?.


Porque a partir del momento en que esta disciplina Reiki llega a Occidente, se contagia, o se ve manchada de innumerables “vicios” de nuestra sociedad, donde vivimos acelerados, y queremos resultados rápidos pero con esfuerzos mínimos. Donde la ansiedad de encontrar un camino para tener una mejor calidad de vida, de sentirse mejor, de querer ayudar a un familiar enfermo, hace que busquemos curas o caminos mágicos, fáciles, y milagrosos. Cuanto más rápido, corto, económico y que no exija demasiado esfuerzo por parte de uno mismo, mejor.

Y así es como los “maestros” siguen adaptando al Reiki , y este va mutando para complacer dichas necesidades. Se le han agregado matices coloridos, angelicales, y hasta religiosos con el fin de hacerlo más atractiva, o de someterlo forzosamente a estar acorde con los valores que no le son propios, lo cual ha ido deformado y olvidado la base fundamental de esta disciplina, que nada tiene que ver con dioses o religiones, seres mágicos o supremos.


El problema es que esta mentira puede ser peligrosa, ya que es como una bola de nieve, en que cada pseudo maestro creado, hace sus propios agregados, y sus nuevos alumnos otros agregados según sus propias creencias o preferencias religiosas , o disciplina de moda.

VEAMOS ALGUNOS TIPS FUNDAMENTALES PARA SABER SI ESTAMOS REALMENTE APRENDIENDO REIKI

* Bajo ningún punto de vista, una persona puede hacer más de un nivel en un día, incluso en una semana, y ni siquiera es aconsejable un mes
¿Por qué no?
Primero, tengamos en cuenta que, como toda disciplina oriental, REIKI tiene como premisa principal el trabajo constante, la paciencia en ir despacio pero pisando firme.


AQUÍ EN OCCIDENTE no estamos habituados a muchos de estos conceptos ni al manejo de Energía, a diferencia de otras culturas, donde la meditación y el reconocimiento del todo como una unidad energética es aprendido desde niños.
En el primer nivel de Reiki se enseña sólo una base, y se dan las herramientas para comenzar con el manejo de energía. Es imposible que un cuerpo y una mente se adapten en horas o pocos días a tanta información, conceptos y a la energía misma, y que ya estemos aptos para salir a hacerle Reiki a cualquier ser.


Este tiempo de adaptación es aún mayor cuando tenemos nivel 2 (Okuden) y queremos tomar el nivel 3. Para hacer esto hay que tener un gran control de manejo de energía en espacio-tiempo, el cual necesita de al menos un año (por ser occidentales, reitero) de práctica y constancia, y ni siquiera en ese lapso podríamos llegar a lograr lo mismo que una persona oriental en el mismo período, dado que estamos adaptados cultural, geográfica y biológicamente a factores diferentes.


De hecho, ni siquiera Usui Sensei según los registros históricos, permitía a sus discípulos tomar el siguiente grado de un día al otro sin antes haber pasado por muchísima práctica.


Por lo tanto, no es posible tener reikistas o maestros express debidamente formados en una semana , o en un par de meses. Si “primer nivel” como occidentalmente se conoce, sirve para aprender a administrar una pequeña porción de la energía propia, entonces; ¿Cómo pueden aplicar reiki a otras personas si todavía siquiera conocen el manejo de energía en su propio cuerpo?

 

*NO EXISTEN LAS INICIACIONES A DISTANCIA
Qué clase de reikista puede formarse si no ha tenido contacto con un Sensei, y que ha aprendido reiki en un par de horas mirando un video? ¿Qué clase de reikista puede formarse si no tiene tiempo para invertir en formarse personalmente?
¿Y qué clase de Sensei forma reikistas de esta manera? Sin mirar a los ojos, sin compartir unas horas con la persona a la que va a iniciar, sin saber a qué tipo de persona le esta dando una herramienta tan importante (o simula o cree estar dándosela).


* ¿Por qué en Reiki hay SENSEIS y no “MASTER REIKI” o MAESTROS?
Porque en Reiki no hay verticalismos, no hay cargos superiores.
Sensei significa: “el que ya recorrió el camino”. Es simplemente un guía, que te va a enseñar por donde es el camino. (Dependerá de cada uno el tiempo y con las ganas y constancia que vayas a recorrerlo)
“Maestro” es alguien superior, así como no existe el Gurú en esta disciplina, MUCHISIMO MENOS los maestros ascendidos o iluminados.

 

¿CUÁL SERIA ENTONCES EL PROBLEMA DE ELEGIR ESTE CAMINO “RAPIDO” O “ATAJO ESPIRITUAL”?

El problema es que su “maestro” también puede haber obtenido su maestría de la misma forma y gran parte de (sino todo) ese linaje también.


El problema es que alguien se dirija confiado a una sesión de Reiki porque se la ofrecerá un “maestro”, pero este maestro obtuvo un “título” en apenas unos meses.


Acá es cuando hay que frenar y preguntarse cómo puede alguien ayudar a otro si todavía no está familiarizado siquiera con el manejo de su propia energía. NO SE PUEDE DAR LO QUE NO SE TIENE.
Todas estas mentiras son los que frenan, contaminan a la disciplina, y la colocan muy por debajo de lo que VERDADERAMENTE ES.